Saltar al contenido
Indemnización por accidente de trafico Optima

Artículo 119 de la Ley 35/15

El artículo 119 de la Ley 35/15 dice lo siguiente:

Artículo 119.Perjuicio patrimonial por el incremento de costes de movilidad.

El perjuicio patrimonial derivado del incremento de los costes de movilidad se resarce hasta el importe máximo fijado en la tabla 2.C para ese tipo de gastos, en función de los criterios siguientes:

a) Grado de pérdida de autonomía personal del lesionado, en función de cómo le afecta a su movilidad.

b) Posibilidad de adaptación del vehículo que utilice el lesionado o, en caso de que ello no sea posible, necesidad de adquisición de un vehículo nuevo adaptado que, dentro de la gama de ese tipo de vehículos, guarde una cierta proporción con el vehículo sustituido. En caso de sustitución se descontará el valor venal del vehículo sustituido.

c) Necesidad de futuras adaptaciones en función de la edad del lesionado y de la vida útil de las adaptaciones o del vehículo que, a estos efectos, se cifra en diez años.

d) Sobrecoste de desplazamiento del lesionado, en caso de no adaptación o no adquisición de vehículo, cuando por la pérdida de autonomía personal tenga graves dificultades para utilizar medios de transporte público para seguir desarrollando sus actividades habituales.

El artículo 119 de la Ley 35/2015 determina el perjuicio patrimonial relacionado con el incremento del coste de la movilidad, en relación a la lesión, estableciendo como límite máximo lo que recoge la tabla 2.C, determinándose de acuerdo al grado de perdida de movilidad, a la posibilidad de adaptación del vehículo, a la necesidad de futuras adaptaciones y el sobrecoste del desplazamiento. Teniendo que ser resarcidos.